Crimea es un mensaje de Rusia al mundo entero: estamos de vuelta

Crimea es un mensaje de Rusia al mundo entero: estamos de vuelta

En oportunidad de cumplirse tres años del inicio de la crisis en Ucrania nuestro espacio está realizando consultas a expertos, diplomáticos y referentes académicos para conocer de diferentes enfoques y opiniones sobre el significado de la crisis ucraniana. El testimonio del analista internacional Damián Jacubovich, con su consideración sobre la adhesión del territorio de Crimea a la Federación Rusa, como un mensaje de Moscú al mundo en el aumento de fricciones con Occidente. Un balance de la crisis, que se extiende por tres años y que se encuentra en un atolladero donde es sugerente recurrir a voces calificadas para saber de posibles caminos para la estabilidad en Europa del Este y el fin del conflicto que afecta a Ucrania. Una reseña en clave geopolítica en la entrevista que realizara Ariel Zaiser al corresponsal Damián Jacubovich. 

Pregunta: estamos ante un tercer aniversario de la revolución “Maidán” o “Euromaidan”, cuando comenzaron las protestas populares en Kiev que significaron la destitución del presidente pro-ruso Victor Yanukovich y luego devino esto en la separación de Crimea y el inicio de la guerra en el Este de Ucrania. Hacia el 2017, todo hay que analizarse desde la llegada de Trump al poder. ¿Qué puede comentar sobe la crisis del bloque europeo en la relación entre Rusia y Ucrania?
Damián Jacubovich: lo primero para señalar es que la llegada de Donald Trump a la presidencia estadounidense y una potencial alianza o “normalización de las relaciones” con la Federación Rusa; de alguna manera podría llegar a “patear”, a sacudir todo el tablero geopolítico en lo que respecta al triángulo que conforman hoy las relaciones entre Occidente, Ucrania y Rusia. El actual gobierno Ucraniano y pro-europeo y la misma Europa podrían perder con la llegada de D. Trump un aliado esencial (EE.UU) para poder contrarrestar las ambiciones rusas. A esto se le debe sumar, una Europa ya fuertemente debilitada con la cuestión del Brexit, sumado a la reciente dimisión de Mateo Renzi (pro europeo) a la cabeza de Italia y el auge de los partidos ultras-nacionalistas y antieuropeos en el viejo continente. Con ese panorama, no es de extrañar que en países europeos como Bulgaria y Moldavia, en las últimas elecciones realizadas en noviembre del 2016 hayan triunfado los candidatos pro-rusos. Realmente por decirlo de alguna manera y para que se entienda de manera clara, la espalda geopolítica tanto de Ucrania y del bloque europeo a la hora de negociar frente a Rusia se ha achicado muchísimo en estos últimos tiempos.

Pregunta: son tres años desde el inicio de la crisis en Ucrania. ¿Qué valorización puede hacernos en clave geopolítica?
Damián Jacubovich: Lo primero para señalar es que Ucrania, desde la caída de la Unión Soviética, ha sido lo que se denomina en geopolítica, un estado tapón, es decir un Estado (en  principio neutro) que impide que dos potencias superpongan sus fronteras. Ucrania en este caso, se encuentra tironeada geopolíticamente por dos mega-potencias: el bloque occidental y Rusia.
La llamada revolución “Maidán” o “Euromaidan ocurrida a fines del 2013 que terminara con la dimisión del presidente Ucraniano pro ruso Viktor Yanukovich, posee a mi entender características similares a las ocurridas en ese mismo país en el año 2004 (mismo escenario), es decir, por un lado, ambas “revoluciones” fueron atizadas poderosamente por los medios occidentales; pero por el otro lado, también es cierto que existía un descontento popular in crecento que permitió que Occidente lograra su objetivo.
Este tipo de “revolución”,  sobre todo la primera acontecida en 2004, esto por haber sido una de las primeras de la historia, marcan un hecho importantísimo: en esta nueva era, la comunicación se ha convertido en el nuevo nuclear del siglo XXI, constituyendo uno de los principales medios que permiten conquistar el poder, esto en parte, debido a que la proliferación armamentista impide el enfrentamiento directo entre las principales potencias del mundo. En América Latina, han existido estos últimos tiempos, distintos ejemplos de esta nueva tendencia en materia de los llamados “golpes comunicacionales”: Honduras, Paraguay y recientemente Brasil.

Pregunta: para profundizar sobre este tema, ¿cuáles son los orígenes de esta intensa relación que une a Ucrania y Rusia?
Damián Jacubovich: nivel general podemos decir que Ucrania representa un eje de vital importancia para la geoestrategia de la hoy Federación de Rusia, esto por 3 razones principales:

1- Vínculo Histórico y cultural muy fuerte entre Rusia y Kiev: Kiev (actual capital de Ucrania) centro de la antigua Rus de Kiev constituía una importante federación de tribus eslavas orientales desde finales del siglo IX hasta mediados del siglo XIII. Los pueblos modernos de Bielorrusia, Ucrania y Rusia reivindican a la llamada Rus de Kiev como el origen de su legado cultural.
2- Geopolítica en materia de hidrocarburos: Ucrania es un elemento clave en la geopolítica del gas entre Rusia y Europa. 18 estados de la Unión Europea reciben gas por parte de Rusia a través de Ucrania, y de ese total, 6 estados son dependientes en materia gasífera al 100%: Letonia, Lituania, Estonia, Finlandia, Eslovaquia y Bulgaria.
3- Geoestrategia militar: con 2400 km, teniendo en cuenta mar y tierra, Ucrania es la frontera más importante que Rusia comparte con cualquiera de sus vecinos al oeste. Si Occidente colocara estratégicamente una base militar en la frontera entre Ucrania y Rusia podría encontrarse a menos de 500 km de alcance de Moscú.

Otro hecho reciente que debe mencionarse a la hora de hablar de las relaciones entre ambos países es la tragedia nuclear de Chernóbil ocurrida en 1986: es un hecho importante que ha marcado desde entonces las relaciones ucrano-rusas; y es todavía en la actualidad, una herida abierta para el pueblo ucraniano. Los ucranianos suelen evocar una especie de abandono y/o negligencia por parte del entonces bloque soviético en el manejo de esta tragedia.

Pregunta: tras el inicio de la crisis en Ucrania devino la destitución del presidente Vicktor Yanukovich, luego Crimea se adhiere a la Federación Rusa y estalla la crisis en el Este del país. ¿Qué puede comentarnos sobre el asunto Crimea?Sebastopo.3
Damián Yakubovich: Es importante señalar que Rusia posee un fuerte legado histórico que lo une con la Península de Crimea; a modo de recordatorio, el Imperio ruso conquistó la península en 1774 en la guerra turco/rusa y la incorporó al Kanato de Crimea, para ser integrada al Imperio en el año 1783. Durante la era soviética, la administración de la península pasó por una cuestión administrativa de la República Socialista de la Federación Rusa a la República Socialista de Ucrania y, tras la disolución de la Unión Soviética, permaneció en la Ucrania postsoviética hasta el 2014. Por eso, desde el punto de vista del gobierno ruso, Crimea históricamente siempre ha sido rusa, salvo como suelen decir ellos mismos,  por un breve paréntesis de 25 años.
Respecto de la anexión (o recuperación según el punto de vista) de Crimea por parte Rusia, uno puede estar de acuerdo o no,  pero es difícil no reconocer la audacia geopolítica del presidente  Vladimir Putin dentro de un contexto internacional, audacia que por cierto le costaría un pesado bloqueo económico por parte de su principal socio comercial, la Comunidad Europea, que sumado a la baja del precio del petróleo complicarían seriamente la economía rusa.
Es difícil pensar que el gobierno ruso no tuviera pensado esta maniobra geopolítica con antelación, y por el lado de Europa, todo parece suponer que dicha maniobra no había sido tenido en cuenta en los distintos escenarios geopolíticos post “revolución Maidan”. Sea como sea, la anexión de Crimea, ha sido un mensaje más que claro por parte de Rusia hacia el mundo entero: estamos de regreso. Así lo interpretó el pueblo ruso, lo cual explica en parte la inmensa popularidad de Putin en su país a pesar de crisis económica.

Pregunta: en este contexto, qué consideraciones puede compartir con nosotros en cuanto a la relación entre Rusia y la Unión Europea?
Damián Jacubovich: hoy, en la actualidad, Europa reanaliza seriamente su hasta ahora característica relación de choque con Rusia. No es para menos: además de encontrarse fuertemente debilitada por la crisis económica que arrastra desde hace años, la falta de coherencia política entre los distintos países que integran el bloque, el debilitamiento político que significó para Europa la salida del Reino Unido del bloque, la consolidación de los partidos ultranacionalistas europeos,  debe sumarle la hora de gloria geopolítica que vive el gobierno de Putin: la victoria de Donald Trump y su potencial deseo de armonizar las relaciones ruso-americanas, hacen pensar a un vuelco a favor  de la posición rusa en numerosos conflictos donde este último interviene: Siria, Ucrania, etc…, las victorias de los candidatos pro rusos en las últimas elecciones en Moldavia y Bulgaria,
A manera de resumen, podríamos decir que el mensaje de Rusia, fue, ustedes se quedan con la Ucrania continental, nosotros tomamos Crimea y nos damos por satisfechos.

Pregunta: ¿y sobre las regiones separatistas en el Este de Ucrania?
Damián Jacubovich: en la actualidad, Ucrania se encuentra fuertemente dividida entre el Oeste pro-europeo que ha tomado el poder y el Este del país que es mayoritariamente pro-ruso y cuenta actualmente con milicias armadas con reivindicaciones separatistas que el gobierno ucraniano acusa de ser apoyadas logísticamente y militarmente por Rusia. Ha habido numerosos enfrentamientos entre ambos mandos que han dejado gran cantidad de muertos La resolución de este tipo de conflicto en el cuál el “factor cultural” posee un peso específico de suma importancia resulta muy difícil de resolver y muestra por decirlo de alguna manera, la estupidez de las potencias de haber pretendido dividir pueblos y/o etnias en el afán de repartirse el mundo. Los ejemplos en ese sentido abundan en demasías; los pachtun  repartidos entre Afganistán y Pakistán, los kurdos repartidos entre Siria, Turquía, Irán, Irak, lo mismo sucede en la región de Cachemira que se disputan China,  India y Pakistán, y los ejemplos se multiplican a lo largo y ancho del mundo.
La resolución debería pasar por terremotos geopolíticos planetarios que permitan redibujar las fronteras del mundo teniendo en cuenta el mencionado factor étnico-cultutral; pero aun así la resolución de los mismos no estaría asegurada, porque de fondo, según mi opinión, existe un problema desde que el hombre es hombre, que tiene que ver más con “lo humano”, que es el miedo, el odio, al que piensa, cree o se ve distinto.
Volviendo al tema separatista de Ucrania, gran parte del origen de esta tensiones se originaron el 23 de febrero del 2014, cuando La Rada (Parlamento ucraniano) decide retirar, luego de que Rusia anexe Crimea, el status de idioma oficial al ruso (así como al rumano, al húngaro y al tártaro crimeo) en 13 de las 25 regiones ucranianas (esencialmente repartidas al sur y al este del país). Frente a esta medida legislativa, la indignación de la población rusófona ha sido significativa, ya que entre el 60 y el 90 % de gran partes de esas poblaciones tienen al ruso como idioma nativo: Crimea, Dnipropetrovsk, Donesk,  Mykolaïv,  Louhansk, Kharkov, d’Odessa y e Zaporijia son algunas de esas.

Entrevista realizada por Ariel Zaiser – Relaciones Internacionales y Gobierno UADE

Damián Jacubovich es analista internacional experto en geopolítica. Corresponsal de prensa y columnista en diferentes medios de Argentina y el mundo.

A tres años del inicio de “Euromaidan”, entrevista Embajador de Ucrania S E Yuri Duidin

A tres años del inicio de “Euromaidan”, entrevista Embajador de Ucrania S E Yuri Duidin

En Equilibrium Global estamos presentando una serie de publicaciones en oportunidad de cumplirse tres años del inicio de la crisis en Ucrania denominada “Euromaidán”. Un suceso que devino en un cambio de gobierno, también luego en el conflicto en el Este del país y el asunto Crimea. Aquí la voz de la diplomacia de Kiev en Buenos Aires, entrevista al Embajador de Ucrania en Argentina S E Yuri Duidin. Testimonio desde la perspectiva de Ucrania sobre la situación actual a tres años de la “Cumbre de Vilnus”, cuando el entonces presidente ucraniano Victor Yanukovich dijo no a la Unión Europea. Opinión sobre la resolución del conflicto, sobre el escenario 2017 en la política internacional con el inicio de la “era Trump”.

Pregunta: Occidente se ha olvidado de Ucrania?
Embajador Yuri Duidin: no creo que eso sea así, lo que sucede es que Occidente hoy está atrás de otras urgencias, como el tema Siria, la crisis de refugiados. No podemos decir que “se ha olvidado” de Ucrania, se mantienen las reuniones bajo el formato de Normandía. Los presidentes de Francia y Alemania se reúnen periódicamente para seguir la situación de Ucrania, y los otros formatos también funcionan. Tenemos acuerdo de asociación con la UE, ahora en Bruselas justamente se concreta la 18° Cumbre Unión Europea-Ucrania, donde se han anunciado los progresos y se discute sobre la continuidad de una agenda. Aquí se avanza con la supresión de visados y…

Pregunta: pero cómo están las cosas en la dirigencia política en Kiev, ahora hay que repensar todo el escenario futuro con el triunfo de Donald Trump.
Embajador Yuri Duidin: mire, se ha hablado mucho de la proximidad de Donald Trump hacia Rusia o su visión amistosa sobre Vladimir Putin. Pero todo esto está en el marco de la campaña. Un diplomático amigo me decía, el Donald Trump de la campaña es diferente que el Donald Trump electo; y que el Donald Trump presidente también será diferente del que ahora conocemos a través de sus declaraciones. Mucho va a depender de su equipo, consideremos también el Congreso, con las dos cámaras que están controladas por los republicanos. Y justamente, los republicanos han sido los grandes aliados de Ucrania, más que los demócratas. Las votaciones lo avalan, son los hechos concretos. Mientras estamos desarrollando esta entrevista, los nombres que suenan para los puestos claves de Secretario de Estado o Jefe de Asuntos para Europa son nombres amigos de Ucrania.
Yo no veo gran tragedia en el triunfo de Trump.

Pregunta:….pero la perspectiva que parecen ensayar mayoritariamente los editorialistas en todo el mundo es una tendencia hacia menos involucramiento de Estados Unidos en muchos problemas actuales de la agenda internacional…
Embajador Yuri Duidin: vamos a ver, cómo se desarrolla su trabajo. Es verdad que ha dicho que se va a ocupar más de los asuntos internos que de los problemas a escala global, pero el Departamento de Estado tiene cierta autonomía e independencia; de modo que creemos que se seguirá trabajando en la misma línea. Estados Unidos no hará un abandono abrupto del liderazgo que tienen en el mundo.Embajador Diudin

Pregunta: en el caso de la dirigencia de Europa, también es sugerente repensar estrategias desde Kiev? Tengamos en cuenta, hay dos realidades; en el Este los nacionalistas hacen más fuerza por obstaculizar el liderazgo y las imposiciones de Angela Merkel o los líderes en Bruselas. ¿Ud. cree que Ucrania puede verse afectada con este escenario que tiene que ver con problemas domésticos de Europa frente a menos capacidad de influencia para resolver temas como la realidad de Ucrania?
Embajador Yuri Duidin: hemos visto el resultado del Brexit, hemos visto las elecciones preliminares en Francia, estamos viendo que las fuerzas nacionalistas están obteniendo más poder en varios países europeos. Pero la Europa comunitaria es un espacio muy complejo con los 28 miembros, aún contando a Gran Bretaña que no ha formalizado su salida; las decisiones son un consenso y hasta ahora sigue habiendo una perspectiva compartida y consensuada de lo que ha sido la agresión rusa contra Ucrania, que como el caso de Crimea es inadmisible desde el punto de vista del derecho internacional. Por eso las sanciones siguen vigentes, por haber violado el derecho internacional. Puede haber una circunstancia, que un país u otro esté más “pro-ruso” si Uds. desean expresarlo así, pero mayoritariamente las naciones europeas están a favor de Ucrania. Esto no va a cambiar mucho por más que cambien las administraciones.

Pregunta: hablando de lo que se dice “el barrio”, la promiximidad de Ucrania. Recientemente dos elecciones, en Moldavia y en Bulgaria. En ambos casos, dos nuevos gobiernos con declaradas posiciones pro-rusas. ¿Qué comentario puede Ud. brindar al respecto?
Embajador Yuri Duidin: si, en Bulgaria llegó al poder un ex militar de la OTAN. Un ex.general de gran trayectoria. Se lo presenta como un amigo de Moscú, pero, ¿qué fue lo que declaró el nuevo presidente electo de Bulgaria? Que el fue el primer general de la OTAN de Bulgaria y adhiere a esta política, por ello no creo que vaya a realizar grandes concesiones a Rusia. Moldavia también tiene que mensurar, de las declaraciones mediáticas a la realidad. Moldavia comparte una frontera con Ucrania, tiene un problema dentro de su territorio con el asunto de Transnistria y las tropas rusas.

Pregunta: pero el nuevo Presidente Igor Dodon dijo que el asunto de Transnistria va a tener una resuloción durante el 2017…
Embajador Yuri Duidin: ….  le repito, se trata de palabras. Hay que basarse en los hechos. Esto es un tema complejo, no para resolver rápidamente.

Pregunta: Ucrania hoy, en el presente. Un proceso que se conoce en la opinión pública es el pedido de Occidente por la implementación de un paquete de reformas. ¿El resultado, el balance en qué estado se encuentra?
Embajador Yuri Duidin: mire, yo no tomaría de esa forma, “que occidente pide a Ucrania un paquete de reformas”, sino que las reformas son necesarias para Ucrania. Nuestro objetivo no es ingresar en la Unión Europea en el año 2020 o 2025, nuestro objetivo es elevar los estándares de vida a nivel, sí a nivel europeo en todas las áreas. Para ello, es necesario que Ucrania emprenda reformas, el presidente Petró Proroshenko es consciente de eso. Es por esto que Ucrania está trabajando en reformas en muchos niveles. Le puedo citar, a título de ejemplo, la reforma de la policía, que es muy exitosa. Hay una nueva policía. Antes era la fuerza más corrupta, la gente descreía que la institución policial podría cambiar; era la “milicia”, asociada a los tiempos soviéticos. Sin embargo, se ha modernizado, se ha transparentado, se ha eficientizado a llegar a ser hoy uno de los órganos de mayor prestigio para la gente. Se han introducido las declaraciones públicas de patrimonio, de bienes de las autoridades, esto ha representado un gran respaldo de la gente por esta institución. Incluso, es a niveles más avanzados de transparencia que otros países europeos, en forma electrónica cualquier persona puede ver por Internet el salario y el patrimonio de las autoridades. Esto es un ejemplo, la oficina de la lucha contra la corrupción es otro. Creada a principios del 2016, todos los días expone su trabajo, todos los días se conocen noticias de la detención de políticos implicados en casos de corrupción y se conocen datos y señales de cómo está trabajando el gobierno en esta materia. Otro capítulo es cómo esto avanza en la justicia, también tenemos mucho trabajo por delante en reformas en el sistema judicial, esto no es de un día para el otro.

Pregunta: … pero cuando leemos los medios, y no los medios rusos, sino los europeos, nos transmiten una impresión de la realidad, que tiene que ver con la opinión pública ucraniana. Parece que no está la gente del todo satisfecha con los avances en las reformas, seguramente porque el principal factor es el de la economía…
Embajador Yuri Duidin: yo le diría que la opinión pública no se siente satisfecha por la rapidez, por los resultados que se ansían con contra velocidad. Todos desean que los resultados lleguen en forma inmediata, pero no es posible. En Europa, estas reformas llevaron decenas de años. En dos años se avanzó mucho en Ucrania, pero claro que el pueblo quiere dar por terminados estos procesos; terminar la corrupción definitivamente ya, mejorar su estado de bienestar ya, y eso no es posible inmediatamente.

Pregunta: …. pero en la esfera económica….
Embajador Yuri Duidin: el tema económico es una prioridad en las reformas, este 2016, por primera vez podremos hablar de crecimiento. A una tasa del 1,6% del PBI, luego de años de caída del crecimiento. El 2017 se proyecta hasta un 3%. Es decir, poco a poco, retomando una vía de recomposición tras la crisis. Las reformas se realizaron también en el campo energético, donde era necesidad de llevar reajustes de tarifas. Como en Argentina, también causa insatisfacción que haya aumentos. Son cosas dolorosas, pero necesarias; tienen que suceder, pasa ahora y sin embargo esto da fortaleza para el crecimiento.

Pregunta: estamos teniendo esta charla con la diplomacia ucraniana en Argentina en oportunidad de tres años del inicio de esta crisis. Son tres años del inicio de ese fenómeno revolucionario de “Maidán” o “Euromaidan”, qué balance puede compartir.
Embajador Yuri Duidin: excactamente, el 21 de noviembre del 2013 los primeros estudiantes salieron a la calle en Kiev, protestaban en la Plaza de la Independencia contra la decisión del anterior gobierno de no firmar el acuerdo de asociación con la Unión Europea. Al correr de los días el descontento popular magnificó las protestas que lamentablemente terminaron con tragedia en febrero 2014, una tragedia nacional. A tres años, tomando en cuenta los objetivos y deseos de la gente que salió a manifestarse en “Maidán”, la mayoría de esos objetivos se están cumpliendo. La gente salió contra la corrupción, contra el régimen dictatorial de Victor Yanukovich; las reformas, pese a que son un proceso lento, están en el línea contra corrupción de una forma determinante como nunca antes sucedió desde un Gobierno. Se están revirtiendo muchas cosas negativas en lo económico y cumpliendo las demandas, las exigencias que el pueblo pedía hace tres años en la plaza Maidán y en todas las plazas del país. El balance es mayoritariamente positivo.
Lo que se necesita más tiempo…

Pregunta: …. Pero ahora sigue habiendo protestas, esta vez son dirigidas al gobierno actual de Petró Poroshenko.
Embajador Yuri Duidin: … hay que considerar varios aspectos, el primero es la cantidad de fuerzas políticas que aprovechan diferentes circunstancias para buscar crédito propio. No olvidemos la gran influencia de Rusia, que tiene varios agentes de influencia en Ucrania. Moscú tiene el potencial de arma grupos marginales con capacidad de movilizar protestas en Ucrania.
Pero las quejas de ahora no son comparables con las protestas de Maidán, no hay hoy miles de personas pidiendo por un cambio. SI hay un centenar de personas hoy, es normal. Ucrania es un país democrático, todos pueden expresarse, pero no es nada parecido a aquel movimiento de jóvenes que se inició hace tres años….

Pregunta: … pero Ud. cree que los jóvenes que comenzaron las protestas allá en Noviembre 2013, sus expectativas, sus sueños…se están alcanzando, ellos pueden saber que querían ser agentes de cambio y lograron algo con su fuerza revolucionaria….
Embajador Yuri Duidin: si, indudablemente que se está en ese camino. Pero los jóvenes pensaban que si se establecía un gobierno democráctico, que mirara hacia Europa, allí se terminaban los problemas. Muchos imaginaban que el cambio se lograría de la noche a la mañana, pero eso no es así. Pero las ideas que expresaron los jóvenes que manifestaron en Maidán, son hoy la base sobre la cual está encausado el gobierno actual.

Pregunta: … tras las protestas, la expulsión del presidente Yanukovich y el cambio de gobierno, vino un evento que es la adhesión de la península de Crimea a la Federación Rusa. La diplomacia ucraniana explica al mundo que esto es “agresión rusa”, cuéntenos por favor el estado actual cuando se van a cumplir tres años…
Embajador Yuri Duidin:  se recuerda, en Marzo 2014 hubo una resolución de las Naciones Unidas,100 países votaron a favor de la integridad territorial de Ucrania. Esto significa que la mayoría de los países reconoce la integridad territorial de Ucrania, no hay país en el mundo que haya reconocido la anexión de Crimea a Rusia. Existe el bloqueo económico contra Crimea, existen las sanciones contra las llamadas “autoridades” que ejercitan el poder en forma ilegal para la constitución ucraniana; ellos no pueden maniobrar con activos en el exterior del país. Hay un bloqueo marítimo, los barcos extranjeros no pueden acercarse a los puertos de Crimea. Hay todo un muy importante apoyo de la comunidad internacional a favor de Ucrania y su lucha por recuperar la soberanía sobre Crimea.
Y como he compartido con Uds. en varias ocaciones, nuestro objetivo no es recuperar Crimea por el camino del uso de la fuerza, eso es imposible. Rusia ha militarizado esta provincia, ha depositado armamentos, inclusive se habló de armamentos atómicos, lo que sería esto una violación gravísima del tratado de no proliferación nuclear.
Pero Ucrania no piensa en el uso de la fuerza, vamos a recuperar Crimea por la vía del derecho, por los tribunales internacionales. Ya se han iniciado varios pleitos en el Trubunal de La Haya. Rusia y Ucrania son partes, estamos transitando las etapas de negociaciones; aquí se rechaza o se llega a consenso, luego el camino es someterse a los dictámenes de la justicia. Un gran esfuerzo de Ucrania está depositado en un reconocido grupo de expertos, cada vez hay más demandas.

Pregunta: …Ud. nos explica el camino de la diplomacia, el camino de someterse a la base jurídica para resolver este conflicto. Pero hay que considerar otro factor, quiénes están en el territorio de Crimea. Allí, los habitantes no se sienten nacionales ucranianos, entienden desde su voluntad que su patria es Rusia…
Embajador Yuri Duidin: mire, no hay estadísticas oficiales. Aquel llamado “refedendum” de febrero mayo del 2014 no estuvo bajo ninguna observación internacional. No sabemos cómo se ha llevado a cabo ni si ha votado toda la gente. Agrego, encuestas de opinión en el presente marca que hay mucha insatisfacción por la situación actual en Crimea. Quien gobierna actualmente la provincia de Crimea sabe que hay descontento, la realidad económica para la gente se ha empeorado bastante. Hay cortes de luz, falta de energía, agua, de productos; hay mucha expectativa negativa sobre el futuro.
Para validar el refendum tendría que haber una observación internacional, una validez seria, para hablar de resultados. Hay que saber qué pasa ahora en el terreno. Les digo más, nos preocupa el tema de los derechos humanos en Crimea. Hay muchos tártaros que son perseguidos, este colectivo está relegado. Las escuelas están cerrando, las mezquitas también. Ya no hay escuelas, muchos tuvieron que huir, son una población autóctona que se ve perseguida. Se habla de detensiones, torturas.
Hace pocas semanas la diplomacia de Kiev elevó a las Naciones Unidas una resolución (La situación de los derechos humanos en la República Autónoma de Crimea, Ucrania), que fue apoyada por más de sesenta países. Tiene un objetivo de pedir el acceso de los organismos internacionales a monitorear la situación de los DDHH en Crimea.

Pregunta: …. Ud. citó de una acción diplomática de Kiev, en el 2014, que a favor de Ucrania votaron más de 100 países. Apoyando a Ucrania por la integridad territorial de la península de Crimea. Pero ahora, en 2016 cuando Kiev sale al mundo a pedir apoyo, esta última declaración es votada por 60 países. Hay una merma en el apoyo político…
Embajador Yuri Duidin: no son esos los números exactos. Esta última es aún no vinculante, en el seno de la Comisión de la ONU para DDHH. Igualemte, ha sido aprobada, por lo tanto, tiene apoyo de una mayoría. En Diciembre se vota la Asamblea General. Allí Uds. pueden evaluar los apoyos.
Lo que ocurrió en el 2014 fue un hecho flagrante del derecho internacional, que la comunidad internacional supo de esto y condenó mayoritariamente esta acción. El apoyo fue masivo. Ahora estamos hablando de DDHH. De los países que se abstuvieron, hay países que se apoyaron en detalles de forma, es decir, aclarando que este no era el ámbito correcto, etc. Se puede hablar de excusas.

Pregunta: tenemos otro problema relacionado con lo territorial, la crisis en el Este, las regiones separatistas de Donestk y Luganks
Embajador Yuri Duidin: primero que no son dos provincias, sino parte de dos provincias. En Donestk está ocupado un tercio, en Lugansk, un poco más de la mitad. Hay espacios que han sido recuperados por Ucrania, están bajo control de Kiev.
Hay una parte de estas dos provincias que está temporalmente ocupados, donde no rije la ley ucraniana, ni el gobierno tiene el poder estatal. Están bajo el mando de grupos que son títeres de Moscú
Son diariamente apoyados por Rusia, a través de más de 400 kilómetros de frontera común que no controla Ucrania por donde entran armas, municiones, mercenarios, inclusive fuerzas regulares del ejercito de Rusia. Pese a que esto último se sigue negando, con la tecnología de hoy, con los satélites de la OTAN, no se puede ocultar más nada y ver dónde están los tanques y las posiciones de las tropas invasoras. Hablamos de hasta 6.000 soldados, ya todo el mundo sabe esto. Tal vez estos no estarán en el frente, pero están apoyando a los mercenarios, con logística, asistencia técnica y capacitación. Les están enseñando cómo luchar contra Ucrania.

Pregunta: ¿La única solución es el acuerdo de Minks?
Embajador Yuri Duidin: para nosotros la única solución, donde hay que cumplir todos los puntos. Con Uds. (Equilibrium Global) hemos hablado de esto varias veces, pero lamentablemente no están siendo cumplidos. Ni siquiera, podemos intercambiar prisioneros que están detenidos de uno y otro lado. Siempre que Kiev propone algo, se encuentra con otra cosa y esto es ejemplo, no es posible acordar intercambio de prisioneros. El cese al fuego es violado diariamente por los separatistas armados por Rusia, hay tiroteos, bombardeos.
Allí están los 700 observadores de la OCSE, que están registrando las violaciones. Pero nosotros queremos que haya un contingente armado, que pueda ser la misma OSCE u otra fuerza internacional como los Casos Azules. Que tengan más poder. Lo que hacen estos observadores civiles es ir a un sitio a controlar de día, y de noche se vuelven a su lugar. De noche no se está controlando lo que pasa.
Decimos también que la OSCE tiene que controlar la frontera, si el Gobierno de Kiev no dejan controlar la frontera, por lo menos que estos observadores tengan las competencias adecuadas para realmente verificar qué sucede en las fronteras. Esperamos que no sean tan permeables como lo son ahora.

Pregunta: en este punto, pero en la perspectiva integral del conflicto preguntamos a Ud. por el rol de las Naciones Unidas, que podemos identificar como muy pobre en resultados…
Embajador Yuri Duidin: Naciones Unidas tiene un problema, porque los Casos Azules sólo pueden intervenir por mandato del Consejo de Seguridad, y sabemos quién está sentado en el Consejo de Seguridad. Así que es imposible, todos entendemos por qué.
Ahora, si actuamos en el seno de la Asamblea General se trata de reunir a dos tercios, unos 120 países, este es un camino que se está estudiando desde la diplomacia de Kiev, pero es un camino muy largo. En general el Consejo de Seguridad debe avalar cualquier misión, por ello apelamos a la Unión Europea y a otros organismos internacionales.

Pregunta: ….y sobre el rol de la OTAN..
Embajador Yuri Duidin: si Ucrania hubiera sido miembro de la OTAN no nos hubiese sucedido lo que nos pasó, lamentablemente no somos socios. Nuestro presidente Petró Poroshenko ha sido claro con el ingreso de Ucrania a la OTAN, eso será en un futuro, primero debemos avanzar en diferentes requisitos y luego será el pueblo quien decidirá o no solicitar membresía a la OTAN. Ucrania encarará un plebiscito para que sean todos los ucranianos quienes determinen el ingreso a la OTAN.
Hoy esta organización nos brinda un gran apoyo, técnico, de inteligencia y en varias cuestiones operativas para sostener la agresión. Los oficiales de la OTAN entrenan oficiales ucranianos, tenemos un gran aliado y una buena cooperación.

Pregunta: si la resolución del conflicto prosperara, si se materializara una desmilitarización, en un escenario hipotético de paz, ¿cómo vuelven a convivir los ciudadanos de un lado y del otro? ¿Nos importa saber de la “reconciliación”?
Embajador Yuri Duidin: es un gran tema, un gran problema; tendrá que haber un trabajo importante de concientización. Si hablamos de los dirigentes pro-rusos, que son responsables de la violencia es una cosa, allí no hay mucho por hacer. Pero si hablamos de la población en general, la gente quiere paz, quiere vivir en paz. No hay odio hacia Kiev, hay un sentimiento de una guerra inútil, innecesaria para ellos. Del otro lado, saben que están sus hermanos; del lado continental siguen recibiendo subvenciones, sigue habiendo un lazo que une desde lo social-comercial, para que lleven todos una vida normal e integrada.

Por Ariel Roberto Zaiser – Relaciones Internacionales y Gobierno UADE

 

Pin It on Pinterest