Comparte este contenido

En la continuidad de tomar testimonios a referentes, expertos y líderes de la región por descifrar las claves estratégicas que giran en torno al proceso de integración en Sudamérica, consultamos al académico Galo Cruz, en Quito. Desde la alianza con diferentes «think-tanks» en diferentes capitales del mundo, El Director del Centro de Estudios Estratégicos de la ESPE de Universidad de las FF.AA. del Ecuador nos cuenta su perspectiva sobre la agenda regional, sobre UNASUR y sobre la cuestión de los temas de defensa en la construcción de un proyecto de bloque regional. Acercamos las opiniones del analista internacional Galo Cruz, que describe que «lo que es la mayor fortaleza de UNASUR es también una debilidad actual; se privilegió la voluntad política y liderazgo de los gobernantes por encima de la institucionalidad».

Es un interrogante del presente para muchos ciudadanos en la región, comprender del rumbo actual del proceso de integración en Sudamérica. En tren de interpretar estos desafíos para la región, cuales serían las claves principales del contexto internacional para considerar como oportunidad la agenda de integración para Sudamérica.
Galo Cruz: La integración suramericana que partió como un sueño sur continental e incluso como un imperativo geopolítico ante los eventos que marcan el acontecer estratégico mundial, adquirió relevancia a partir de algunos elementos que considero claves:

  • La consolidación de gobiernos democráticos que priorizaron la construcción de nuevas dinámicas de relaciones sur – sur.
  • La exitosa aplicación de políticas y estrategias binacionales y multilaterales que privilegiaron la cooperación, alejando significativamente las probabilidades de ocurrencia de conflictos interestatales.
  • Los Estados Unidos y otras potencias mundiales con intereses en la Región, experimentaron a partir de las sucesivas crisis económicos un relativo descenso estratégico y además cambiaron las prioridades estratégicas hace el Asia Pacífico.
  • El multilateralismo constituyó una alternativa valedera y confiable en la nueva dinámica de las relaciones internacionales.
  • La  aspiración que los gobiernos y pueblos manifiestan, para consolidar una entidad continental que se posicione y actúe favorablemente en la aceleración globalizadora que experimentaba el mundo.

Pregunta: Una cuestión que genera consensos y unifica la agenda es el factor de la defensa, muchos retos en común para encarar problemáticas de carácter transnacional. Pero cómo podemos describir lo que está sucediendo.
Galo Cruz: Sobre estos temas soy menos optimista y considero que se perdió un tiempo precioso, dilatando la discusión de temas trascendentales y decisivos a la hora de la integración en Defensa.
Uno de los motivos de preocupación para consolidar la integración suramericana es precisamente, la diferencia en los intereses estratégicos de los países. En ese sentido, el Brasil una vez que promocionó su industria de defensa en la región y se convirtió en importante proveedor en materia aeronáutica, actualmente asume su papel de actor global, con presencia en otros continentes. Colombia cada vez asume un papel más protagónico en Centroamérica y el Caribe y podría considerarse que está exportando seguridad, a partir de su dilatada experiencia en Seguridad Interior. Sus compromisos estratégicos con EE.UU., así como la búsqueda de constituirse en socio estratégico de la OTAN., no contribuye a la integración de Defensa Suramericana.Galo Cruz
La constitución del Centro de Estudios Estratégicos de Defensa del Consejo Suramericano de Defensa, seguramente contribuye a la reflexión e investigaciones de defensa; sin embargo su accionar está condicionado a que los ministros de Defensa de la región se pongan de acuerdo en los temas. Posiblemente una contribución urgente hubiese sido la construcción de una “Agenda de Defensa Suramericana” en la que, a partir de elementales consensos, se definan las amenazas e intereses comunes, las prioridades estratégicas regionales. Esto no ha sido posible y el tiempo sigue pasando….

Pregunta: Que podemos esperar del proyecto de UNASUR, que parece no contagiar el mismo entusiasmo que supo transmitir en sus comienzos; hoy el organismo parece relegado a actuar en circunstancias muy especiales pero el liderazgo parece al menos, “muy discreto”.
Galo Cruz: UNASUR posiblemente está en una etapa de definiciones y esto se debe a equivocaciones políticas e intereses estratégicos diferentes; en lo político, los líderes nacionales no aportan mucho a esta integración; muchas veces este tema integracionista, ampliamente respaldado por los pueblos, es aprovechado para tratar de inducir a los países suramericanos, a tomar partido en posiciones y discusiones ideológicas y en problemas no regionales; se prioriza lo que pasó en una viaje presidencial antes que en el desarrollo social y económico de la región.
Lo que es la mayor fortaleza de UNASUR es también una debilidad actual; se privilegió la voluntad política y liderazgo de los gobernantes por encima de la institucionalidad.

Pregunta: ¿Y sobre la Alianza del Pacífico? Parece ganar impulso la agenda de esta alianza, pero es una evidente partición de Sudamérica como un bloque en común.
Galo Cruz: El notable desarrollo económico de Chile, Colombia y Perú, así como la presencia de México y Costa Rica, representan una asociación que privilegia el libre mercado y están logrando resultados importantes con miras a ampliar su  participación, fortalecer su capacidad competitiva y posicionarse en el Asia Pacífico; hay menos divergencias estratégicos, tiene un socio global -EE.UU- y al tener modelos económicos similares, son mucho más fáciles los consensos y menores las divergencias. En cambio los otros organismos regionales –CAN, MERCOSUR- mantienen importantes conflictos de intereses entre sus miembros.   Además la Alianza está implementando importantes avances en asuntos políticos.
Esta dinámica geoeconómica afecta decisivamente a la integración Suramericana y en ese sentido es muy prematuro todavía inferir que pasará a mediano plazo.

Pregunta: Es una realidad entonces, pensar en la buena cooperación que en la integración que parece algo muy difícil de llevar a la práctica en Sudamérica.
Galo Cruz: Es importante el optimismo, es imperativa la integración; sin embargo es más práctico, de acuerdo a lo que está sucediendo actualmente, hablar de una gobernanza regional, en la que los países desarrollen mecanismos de cooperación, solución de conflictos, realización de mega proyectos comunes, sin relegar espacios de soberanía nacional.

Desarrollo & Contenido
Eric Paredes – Universidad de Palermo

Galo Cruz es Director del Centro de Estudios Estratégicos de la ESPE (Universidad de las FF.AA. del Ecuador); docente investigador en los ámbitos de Política y Estratégica de Seguridad y Defensa, Geopolítica y Geoestrategia e Inteligencia Estratégica.